viernes, 30 de junio de 2017

ortografía

Ortografía de la lengua española El conjunto de las normas que regulan la correcta escritura de una lengua, es la ortografía. La principal función de la ortografía, es la de facilitar y garantizar la comunicación escrita entre usuarios de una lengua, por medio del establecimiento de un código común para su representación gráfica. Del mismo modo, la ortografía de toda lengua constituye un sistema convencional estructurado. Se dice que es convencional, porque la relación entre correspondencia entre grafías y unidades fónicas es arbitraria. Y que es estructurado, porque se articula en varios subsistemas, constituidos por las normas que regulan de modo específico el empleo de cada una de las clases de signos gráficos que forman parte de la escritura. 2. Reglas ortográficas La ortografía se concreta en reglas que deben respetar todas las personas que deseen escribir correctamente una lengua. El incumplimiento de estas normas ocasiona las llamadas faltas de ortografía. Las reglas ortográficas pueden ser generales o particulares. Las reglas generales afectan a todo el ámbito de la escritura, mientras que las particulares se refieren a la escritura de palabras concretas. 3. Uso de las letras o grafemas 3.1. Los grafemas del español Las lenguas de escritura alfabética tienen un grupo limitado de signos gráficos, que se denominan de forma técnica “grafemas”, y que son lo que nosotros denominamos comúnmente como “letras”. Los grafemas son las unidades mínimas distintivas en el plano de la escritura (así como los fonemas son las unidades mínimas distintivas en el plano fónico). El alfabeto o abecedario, es la serie ordenada de letras o grafemas que se usan para representar gráficamente una lengua de escritura alfabética. Actualmente, el abecedario español está constituido por 27 letras, que se recomienda denominar como se escribe entre paréntesis: a, A (a), b, B (be), c, C (ce), d, D (de), e, E €, f, F (efe), g, G (ge), h, H, (hache), i, I, (i), j, J, (jota), k, K (ka), l, L (ele), m, M. (eme), n, N (ene), ñ, Ñ (eñe), o, O (o), p, P (pe), q, Q (cu), r, R (erre), s, S (ese), t, T (te), u, U (u), v, V (uve), w, W (uve doble), x, X (equis), y, Y (ye), z, Z (zeta). Además de estas 5 vocales y 22 consonantes (27 letras en total), existen cinco combinaciones de dos letras o díagrafos: ll (llanto), ch (chiste), gu (guerra), qu (queso) y rr (carro). 3.2. Ortografía de las letras o grafemas B, V: Se escriben con /b/ todas las formas de los verbos haber, saber, deber y caber. También todos los pretéritos imperfectos de los verbos de la primera conjugación (-aba) y del verbo ir (iba). Y se escriben con /v/ el resto de las formas del verbo ir (voy, vamos…), y los pretéritos indefinidos terminados en –uve, -uvo, -uvieron (tuvo, anduvo, contuvieron…), salvo las formas del verbo haber (hubieron). C, Z: Se escribe con /z/ delante de a, o, u (zapato, zócalo, zueco), pero delante de e, i, se escribe /c/ (aceite, cigarro). Esta norma tiene las siguientes excepciones: kamikaze, Ezequiel, Zeus, nazi, zigzag, Nueva Zelanda y alguna más. La /z/ final de la palabra se transforma en /c/ en sus plurales: mordaz-mordaces, cicatriz-cicatrices, etc. G, J: Se escribe /g/ delante de a, o, u (gasa, gorro, gusano). Se escribe /gu/ delante de e, i (guerrero, guitarra). Y se escribe /gü/ delante de e, i, para señalar que se pronuncia la /u/: sinvergüenza. Pero se escriben con j determinadas formas de los verbos acabados en –ger, -gir: cojo (del verbo coger), elijo (del verbo elegir), etc. También hay que señalar que la palabra cónyuge se escribe con /g/ pero se pronuncia /kónyuje/ en vez del /cónyugue/. También se escribe con /g/ pergeñar. Se escriben con jota, entre otras, las siguientes palabras: mensaje, lenguaje, garaje, coraje, potaje, conserjería… C, K, Qu: Se escribe /qu/ delante de e, i (queso, quimera). Se escribe /c/ delante de a, o, u (carroza, cola, cucharón). Se escribe /k/ en algunas palabras extranjeras (kimono). Algunas admiten doble ortografía, como ocurre en euskera- eusquera, bikini- biquini, caki- caqui… pero la forma sin k es la más adecuada. R: Se escribe una sola /r/ al comienzo de una palabra (ratón), detrás de las consonantes l, n, s (alrededor, enraizado, desratizar) o tras el sufijo sub- (subrayar). Pero si se trata de palabras compuestas y prefijadas, si la /r/ se sitúa entre vocales, la r debe escribirse doble, como por ejemplo en la palabra autorradio. H: La letra /h/ no representa sonido alguno, salvo en la pronunciación de palabras extranjeras, por medio de una aspiración suave: Hitller, hachís… Hincapié se escribe siempre con h y exhaustivo lleva h intercalada. W: sólo se emplea en palabras de origen extranjero. Si la palabra procede del inglés, como en whisky, la /w/ se pronuncia como /gu/, es decir, se diría “güíski”. Pero si procede del alemán, la /w/ se pronuncia como /b/, como por ejemplo Wagner (se pronunciaría “bágner”. X: Se escriben con /x/ las palabras que empiezan por los prefijos ex_ y extra-, como excéntrico y extraordinario. Espectador y espléndido se escriben con /s/, pero sintaxis lleva /x/. Y: Se escriben con /y/ las formas de los verbos ir, oír, creer y huir: yendo, oyó, creyendo, huyendo. Pero se escriben con /i/ si la /-í/ final es tónica: fui, oí, creí, huí. El plural de ley es leyes, pero el jersey es jerséis. El DRAE admite hierba-yerba, hiedra-yedra, mayonesa-mahonesa, hierbabuena-yerbabuena. El más común de los errores ortográficos en este sentido es la confusión entre haya-halla, raya-ralla, vaya-valla, cayó-calló. La conjunción /i/ toma la forma /e/ ante palabras que empiecen por /i/, como geografía e historia, excepto cuando esa /i/ forma diptongo (agua y hielo). Pero se admite tanto /e/ como /y/ en algunos casos como en “diptongo e hiato”- “diptongo y hiato”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario